Guía de Nutrición para Enfermos de Crohn

006

Guía de Nutrición para Enfermos de Crohn

Una buena nutrición es importante para el manejo de la enfermedad de Crohn. La utilidad de esta guía de nutrición para Enfermos de Crohn es que el paciente aprenda qué alimentos evitar y qué alimentos debe tener en su dieta.

Como nota aclaratoria hay que tener en cuenta que cada enfermo de Crohn es un mundo.  Puede que algunos alimentos que se consideran malos para el sistema digestivo de la mayoría de pacientes de Crohn a un paciente en concreto le resulten beneficiosos o no les traiga ninguna consecuencia el tomarlo.

Información general

Como seguro que ya lo sabrás, y es por eso no me voy a extender mucho, la Enfermedad de Crohn es un tipo de enfermedad inflamatoria intestinal (EII). Al ser una enfermedad del sistema digestivo sin duda puede causar problemas cuando se trata de elegir lo que comes y bebes. No sólo la enfermedad causa la inflamación del tracto digestivo y síntomas incómodos si no que puede traer consecuencias a largo plazo que pueden incluso incluir la desnutrición. Para complicar más las cosas, sus hábitos dietéticos pueden empeorar los síntomas.

Aunque no existe una cura para esta enfermedad, se sabe a través de estudios y la experiencia de los pacientes qué comer y que evitar ciertos alimentos puede ayudar a prevenir sus brotes.

Granos

008

Los granos son alimentos básicos comunes. Los granos enteros son a menudo descritos como beneficiosos en la dieta por su alto contenido en fibra y nutrientes pero en enfermos de Crohn el factor de la fibra es a menudo problemático ya que puede aumentar la diarrea y el dolor abdominal.

 

Lo que debes evitar / limitar:

granos de trigo entero

 

Tal vez puedas probar:

pan blanco, galletas, pasta y arroz

 

Dependiendo de tus síntomas individuales, el médico puede recomendar una dieta baja en fibra. Esto significa que tendrás que limitar la cantidad de granos que consumes. De acuerdo con la Fundación de Crohn y Colitis de América (CCFA), dos tercios de los pacientes con enfermedad de Crohn pueden beneficiarse de una dieta baja en fibra y un plan de alimentación bajo en residuos, es decir, comida que no aporta nutrientes. Las dieta altas en fibra y “comida chatarra” pueden irritar los intestinos.

 

Frutas y Verduras

009

Debido a sus numerosos beneficios, es una pena pensar que las frutas y verduras deben ser evitadas por personas con la enfermedad de Crohn. La verdad es que los productos crudos pueden causar problemas por la misma razón que los granos enteros: su alto contenido de fibra. No necesariamente tienes que eliminar todas las frutas y verduras de tu dieta, pero algunas frutas y verduras pueden ser excepcionalmente duras para el tracto digestivo de un enfermo de Crohn.

 

Lo que debes evitar / limitar:

manzanas con pieles

brócoli

repollo

coliflor

maíz

 

Tal vez puedas probar:

crema de manzana (o derivados)

verduras al vapor

 

En lugar de evitar las frutas y verduras por completo lo mejor es que intentes transformar los alimentos para que, en la medida de lo posible le sienten mejor a tu intestino. Por ejemplo, puedes hornear y cocer al vapor para hacer que los alimentos sean más fáciles de digerir. Sin embargo, este proceso también puede eliminar algunos de los nutrientes importantes de frutas y verduras frescas, especialmente vitaminas y enzimas solubles en agua, por lo que puedes hablar con tu médico y dietista sobre las formas de prevenir cualquier deficiencia.

Proteínas y Carne

010

 

Cuando se hablamos de pacientes con brotes de Crohn, las selecciones de proteína deben basarse en el contenido de grasa. Carnes con alto contenido de grasa deben ser evitadas y escoger las proteínas que son más bajas en grasa es una mejor opción.

 

Lo que debes evitar / limitar:

carne roja

las aves de corral oscuro

 

 

Tal vez puedas probar:

huevos

pescado

carne picada sin grasa

mantequilla de maní (cacahuete)

las aves de corral de carne blanca

tofu

 

Productos Lácteos

011

 

Mientras que tú quizás puedas ser capaz de beberte un vaso de leche sin problemas, otros pacientes con Crohn pueden no toleran los productos lácteos muy bien. De hecho, la Clínica Mayo de EEUU aconseja a las personas con la enfermedad de Crohn dejar fuera de su dieta los productos lácteos por completo. Esto es debido a que la intolerancia a la lactosa tiende a coincidir con las enfermedades inflamatorias intestinales. La lactosa, un tipo de azúcar de la leche, puede aumentar el riesgo de gases, dolor y diarrea. Lácteos altos en grasa, tales como la mantequilla son una preocupación aún mayor debido a que la grasa puede agravar un intestino ya hinchado.

 

Lo que debes evitar / limitar:

mantequilla

productos lácteos ricos en grasa

 

Tal vez puedas probar:

sustitutos lácteos procedentes de plantas como la leche, el yogur y el queso de soja, coco, almendra, el lino o el cáñamo

productos lácteos bajos en grasa

 

Si decides disfrutar de productos lácteos, asegúrate de optar por productos bajos en grasa, limitar su consumo, o decantarte por productos sin lactosa.

 

Bebidas

012

 

Teniendo en cuenta la naturaleza de la enfermedad de Crohn, es generalmente una buena idea beber más líquidos. La mejor bebida tiende a ser simplemente agua. El agua también proporciona la mejor forma de hidratación ya que siempre tenemos que tener en cuenta que la deshidratación es a menudo un riesgo en casos de diarrea crónica.

 

Lo que debes evitar / limitar:

café

agua Con Gas

vino, licor y cerveza

 

La mejor opción:

Agua

 

Las bebidas con cafeína, como el café y el té tienden a elevar los episodios de diarrea. El alcohol puede tener el mismo efecto.  La soda y el agua carbonatada no son buenas opciones ya que pueden aumentar el gas dentro del intestino, lo que no favorece la digestión.

Si eres de los que no puede vivir sin tu diario de cafeína o un ocasional vaso de vino, recuerda que la moderación es la clave.

 

Especias

013

 

Los alimentos picantes pueden actuar como un estimulante (similar a la cafeína), y empeorar los síntomas de la enfermedad. Como regla general, se debe evitar cualquier cosa demasiado picante. Por otro lado, la cúrcuma, que tiene un sabor ligeramente picante, se ha relacionado con un efecto positivo en la enfermedad de Crohn en estudios preliminares.

 

Lo que debes evitar / limitar:

pimienta de Jamaica

pimienta negra

pimienta de cayena

chile en polvo

clavos

Curry (hojas y polvos)

ajo

jengibre

cebollas

paprika

wasabi

 

Tal vez puedas probar:

cúrcuma

 

Vitaminas y Suplementos

Como hemos visto en los apartados anteriores, existen muchos alimentos problemáticos para un enfermo de Crohn por lo que echar un vistazo a las vitaminas y a los suplementos nunca viene mal. Puede ser que en algún momento tu cuerpo presente alguna deficiencia de nutrientes y tengas que acudir a ellos

Según la Clínica Mayo de EEUU, un complejo multivitamínico puede ser una de las mejores opciones para la enfermedad de Crohn. Estos suplementos pueden ayudar a prevenir la desnutrición causada por la incapacidad del intestino delgado para absorber adecuadamente los alimentos que consume. Por otra parte, si tu dieta es muy limitada debido a los brotes, un multivitamínico con minerales puede ayudar a llenar los nutrientes que faltan.

El calcio es otro suplemento importante a tener en cuenta, sobre todo si no comes muchos productos lácteos. Dependiendo del grado de la enfermedad y la inflamación, qué medicamentos estés tomando y si se ha producido alguna cirugía, el ácido fólico, B-12, vitamina D, y vitaminas liposolubles son las deficiencias nutricionales más comunes.

Si bien los suplementos pueden ayudar, siempre debe discutir esto con un médico y dietista para evitar la posibilidad de sobredosis y saber las consecuencias que traerán estos suplementos en tu organismo.

 

Principales carencias vitamínicas que puede presentar un enfermo de Crohn

 

Hierro

La anemia es uno de los principales síntomas que puede experimentar un enfermo de Crohn. Normalmente estos pacientes suelen tener la hemoglobina en valores muy bajos debido a la pérdida de sangre causada por la irritación en el intestino o bien por malnutrición.

La anemia acarrea fatiga, el paciente suele estar pálido o presentar dolores de cabeza.

Los tratamientos por insuficiencia de hierro suele ser oral o intravenoso. A este último se recurre cuando el paciente no absorbe bien el tratamiento oral.

 

 Vitamina B12

Algunos enfermos de Crohn presenta daños en el íleon (la sección final del intestino delgado) y en esa zona es donde se absorbe la vitamina B12 por lo que estos pacientes presentará una carencia de esta vitamina.

La falta de vitamina B12 en el organismo desemboca en debilidad, fatiga, mareos y anemia megaloblástica (glóbulos rojos que son más grandes de lo normal).

El tratamiento ante la falta de B12 se realiza o bien por vía oral o bien por vía intramuscular cuando el enfermo no absorbe de manera correcta a través de la vía oral.

 

Ácido fólico

El ácido fólico es otra vitamina del grupo B que interfiere de forma muy importante en la formación de nuevas células y la carencia de esta se da sobre todo en enfermos de Crohn que se encuentren en tratamiento con Sulfasalazina (Salazopyrina®), Azulfidine, y Metotrexato.

La falta de esta vitamina  conlleva en el paciente síntomas como la anemia, el insomnio o la irritabilidad.

El tratamiento para administrar esta vitamina a un paciente se realiza a través de la vía oral tomando comprimidos.

 

Calcio

También conocido como hipocalcemia. Los enfermos de Crohn suelen absorber este mineral bastante mal debido al mal estado del intestino y a que a la gran mayoría los lácteos no les sientan muy bien. También puede presentarse esta deficiencia debido a que el enfermo se encuentre con un tratamiento a base de corticoides por lo que este tipo de pacientes tendrán que tenerlo en cuenta.

Un déficit de calcio puede acarrar que el paciente sufra de espasmos musculares, calambres o entumecimiento de los músculos o huesos.

Combatir la falta de calcio en Enfermos de Crohn se realiza a través de un tratamiento oral a base de suplementos de calcio.

 

Magnesio

La diarrea en enfermos de Crohn es la causante de la falta de magnesio en algunos de los pacientes que presentan esta enfermedad.  Este nutriente es clave para muchos procesos corporales y un déficit de magnesio ocasiona pérdida del apetito, náuseas, vómitos, fatiga y debilitamiento. La insuficiencia severa  de magnesio puede causar entumecimiento, hormigueo, calambres musculares e incluso convulsiones.

El tratamiento ante la falta de magnesio se realiza a través de suplementos por vía oral como cloruro de magnesio, citrato de magnesio o carbonato de magnesio que el médico recetará al paciente tras su diagnóstico.

Guía de Nutrición para Enfermos de Crohn

Anuncios

Acerca de Joaquín Ponce

Enfermo de Crohn desde el año 1988
Esta entrada fue publicada en ACCU-PUÇOL. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s